Tarjeta navideña 2018

Tarjeta navideña 2018
¡Muchas Felicidades!,

jueves, 15 de diciembre de 2016

Relato de Jueves Literario: "Elige y escribe"

La convocatoria del día de hoy la lidera Mónica quien nos propone cuatro temas a elegir para desarrollar un relato. Los invito a pasar por su casa donde seguro encontraran buena lectura





Mi tema: UNA SONRISA INQUIETANTE

Había practicado esa media sonrisa frente al espejo repetidas veces, ahora que su cara era atrapada bajo la luz del candil, se preguntaba si con ese simple gesto repetido en la mañana no habría enviado el mensaje equivocado al universo.
Su deseo, como el de todos ahí, había sido naturalmente hacerse con el primer premio y sonreír bien lindo para la foto del ganador, pero para el premio consolación no tenía más que un gesto ensayado, inservible, y que para mas no tenía contemplado donde ubicar dentro del cuadro postural al diploma honorífico con su nombre mal escrito. La improvisación le había puesto bajo mala luz una sonrisa que aparecía inquietante
Sentía el peso de la decepción, hacía gran esfuerzo por parecer aplomada y por eso no quiso aventurarse a despegar los labios ni un milímetro, no fuera que se le dibujara una mueca desgraciada, o peor, que la cámara captara para siempre el tenue temblor de la mandíbula.
Cosas que vienen con la edad, antes era más fácil, pensó, bastaba con que la luz le apuntase para que la frescura detrás de los poros se derramara por todo su rostro como un baldazo de agua rauda que a su paso abría pequeñas compuertas, tiraba y aflojaba líneas que se arqueaban redondas y armoniosas como un telón que se descorre para una función de sonrisas plenas y abiertas, blancas  paletas frontales que pisan distraídamente el labio inferior, frunces, pellizcos ruborosos, ojos achinados, brillo reflejado.

Devuelta de sus pensamientos, una ola de flema le atrapó la garganta y anuló su voz justo cuando debía agradecer al micrófono. Lo tomó y le echo encima un susurro que nadie oyó y lo acompañó de un movimiento de cabeza y un estrechón de manos que todos entendieron. Se trabaron en danza micrófono y diploma en un cruce de manos que hicieron peligrar la integridad de ambos…y de su blusa, cuyo broche se enredó brevemente, pero lo suficiente con el cable.
La fotografía de la ceremonia de premiación que fue publicada en el boletín anual capturó su sonrisa deshecha, un tajo abierto sobre un mentón tensado con gruesas rayas que se estiraba en toda su largo hacia el pecho, siendo avistado por ojos bien abiertos