jueves, 25 de mayo de 2017

Relato de Jueves Literario: "Los colores del silencio"


La convocatoria de esta semana la lidera Ma. José quién nos propone escribir obre los colores que tienen nuestros silencios, las palabras que callamos, los secretos guardados. En su casa vamos por mas relatos





UN RECUERDO A COLORES

Hay llamados que callo hace mucho tiempo. ¡Mamá!, -digo a veces en voz alta al aire de mi cocina, Es tenue al principio, pudoroso, incapaz de romper el sello de mis labios, pero refuerzo mi voluntad y repito el llamado en voz adulta solo para desentumecer el vocablo que suelta mi lengua. Lo reciben los relieves de los vidrios templados. 
El sol que duerme la siesta en la terraza me presta su luz para iluminar los colores de mi recuerdo, flores pequeñas en el fondo blanco de una batista suave, cubierta por un matelasse grueso de rombos rosa chicle, el malva profundo de un vestido con lazo, los bordados en amarillo dorado del mantel de fiestas. Y se queda mi voz a vivir en los dibujos de la ventana radiante, y en su reverberancia


14 comentarios:

María Perlada dijo...

Me parece muy bello tu texto con las metáforas que has utilizado, como en la última frase, o cuando dices que el sol duerme la siesta, bellísima tu participación.

Besos.

Campirela_ dijo...

Que cierto es que todo recuerdo tiene un color y quizás en todos los relatos que llevo leído así lo demuestran y como no podía ser de otra manera el silencio , la niñez y los recuerdos van unidos . Me ha gustado muy emotivo.
Gracias por compartirlo .
Un saludo.

Roxana B Rodriguez dijo...

¡Hola! Me parece sublime el encare que le has dado, dándole un color a los recuerdos. Precioso.

¡Un abrazo!

San dijo...

Cuanto amor encuentro en estos recuerdos silenciosos y llenos de color.
Besos

San dijo...

Cuanto amor encuentro en estos recuerdos silenciosos y llenos de color.
Besos

Neogéminis Mónica Frau dijo...

Te entiendo y comparto esa necesidad de nombrarla para desentumecer la palabra que la representa. Me has hecho lagrimear. Un abrazo grande.

Carmen Andújar dijo...

Esos recuerdos que a veces son tan reales que como dices hay que romper ese silencio y oir tu propia voz para que se haga más real, y esos colores van implícitos en el recuerdo y a veces se presentan aún más claros que la misma persona.
Un abrazo

Charo dijo...

Me parece un relato lleno de sentimiento y una bonita manera de recordar los momentos felices de la infancia y el amor de una madre. A veces hay que romper el silencio para sentir ese recuerdo.
Un beso

MOLÍ DEL CANYER dijo...

Evocador y precioso tu relato que nos lleva a la dulce cotidianeidad y a los brazos amorosos de una madre. Me ha encantado, besos.

Tracy dijo...

Me parece un alarde de sensibilidad que me ha conquistado.

Maria Jose Moreno dijo...

Entrañables tus recuerdos anclados en una infancia que fue y, a veces, queremos que siga siendo. En esas personas que nos cuidan y a las que tanto echamos de menos. Que tus palabras broten, no se queden en silencios. Estoy segura de que nos escuchar y nos adoraban con sus colores. Gracias por participar. Un beso fuerte

Yessy kan dijo...

Me ha encantado la originalidad y lo sublime de tu relato. Esos recuerdos tan preciados de la niñez, tan bellamente coloreados para romper silencios.
Abrazo

Maria Liberona dijo...

Lindo texto. hermosos recuerdos, que me dejaron una pequeña sensación de nostalgia

Diva de noche dijo...

Tu relato ha sido mi primera sensación nostalgica de esta mañana...una historia tan dulce como evocadora de recuerdos bellos y fotocromáticos....un beso de inicio de semana lleno de buenos deseos para ti.